Para perderse entre un montón de ámbitos hacia donde las palabras me dejen llegar:
Actualidad, curiosidades, cultura, viajes, moda, recetas...

lunes, 25 de noviembre de 2013

BAJAN LAS TEMPERATURAS

Los días se hacen cada vez más cortos y ya no hay tanta gente, sobre todo gente mayor, paseando por la ciudad. Si estamos fuera, nos abrigamos hasta tapar cualquier zona por donde pueda entrar el aire frío. Si estamos en casa, encendemos la calefacción al máximo y nos ponemos a nuestras anchas con bata y zapatillas calentitas. Y si toca película en el sofá, nos abrigamos con una buena manta. Es así como se empiezan a presentar los duros días de frío en la capital alemana. Y así lo muestran las predicciones meteorológicas de esta semana:


¿Qué hacer para combatir este frío y que no nos deprima nuestra vida cotidiana? Pues muy fácil, abrigarse mucho y no quedarse en casa con la excusa de que fuera hace mucho frío. Salir como si estuviésemos en otra época del año, ser positivo y disfrutar igualmente de los rincones y lugares que ofrece la ciudad: museos, centros comerciales, mercados de Navidad, discotecas etc.

Aquí algunas de las compras para sobrevivir en la capital:



 


He aquí el radiador de mi habitación:



Y, ¿sabéis qué es esto? Me refiero a esa cosa verde de la imagen...

Pues es ni más ni menos que una manta enrollada que se coloca entre los dos ventanales de una habitación y que evita que el frío, que se cuela por algunas zonas de la primera ventana, pase a la segunda ventana y a la habitación. Con este truco, que era totalmente desconocido para mí y que propuso nuestra casera, se ahorra también mucha calefacción. Evidentemente, esto sucede mayormente con las ventanas antiguas como las que tenemos en nuestro piso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario